piscina desmontable

Mantenimiento de una piscina desmontable

Si tenemos una piscina desmontable o estamos pensando en adquirir una, te contamos como llevar a cabo el mantenimiento de piscinas desmontables de la forma correcta, para alargar la vida útil de la misma lo mas posible.

Los puntos fuertes a tener en cuenta para el correcto mantenimiento y limpieza de piscinas desmontables son:

  • Problemas más frecuentes: pH desnivelado, algas o turbidez del agua.
  • Análisis y tratamiento del agua.
  • Limpieza de la piscina desmontable.
  • Invernaje de la piscina desmontable.

Problemas más frecuentes: pH desnivelado, algas o turbidez en el agua

Mantener el agua de la piscina desmontable en los niveles adecuados de pH y cloro para evitar la proliferación de algas o micro organismos y la consecuente turbidez del agua, es una de las tareas de mantenimiento más importantes que debemos llevar a cabo en nuestra piscina de forma periódica.

pH de la piscina

Para controlar el nivel de pH de nuestra piscina desmontable deberemos realizar test con un medidor de pH, y en los casos en los que éste esté por debajo o por encima de los niveles recomendados (entre 7,2 y 7,6), deberemos de corregirlo utilizando un minorador o incrementador de pH.

Cuando el agua está por debajo o por encima de los niveles de pH recomendados, se podrán ocasionar daños y molestas tanto a los bañistas como a las propias instalaciones de la piscina desmontable: picor de ojos, irritación de la piel, aparición de eccemas o rojeces, deterioro de zonas metálicas en contacto con el agua, aparición de óxido, etc.

Si necesitas conocer más acerca de ph de la piscina, te recomendamos que eches un vistazo a nuestro post «pH del agua de la piscina: todo lo que necesitas saber», en el que encontrarás toda la información necesaria para aprender a mantener los niveles de pH correctos y como corregirlos si fuera necesario.

Algas en la piscina

Un mal funcionamiento del sistema de filtración de la piscina, la aplicación de forma incorrecta de tratamientos químicos al agua o una temperatura elevada de la misma pueden provocar la aparición y proliferación de algas en nuestra piscina.

Si observamos cambios en la tonalidad del agua y que la superficie del vaso de la piscina comienza a ser resvaladiza, podemos dar por hecho que nuestra piscina está comenzando a presentar algas en el agua. Para evitar su proliferación podemos aplicar un tratamiento antialgas, o si ya tenemos el agua verde en la piscina lo ideal es aplicar una cloración de choque y posterior a esta, un tratamiento anti algas para asegurarnos de su eliminación al 100%.

En el artículo «¿El agua de tu piscina está verde? Descubre como solucionarlo» te contamos en detalle como llevar a cabo los tratamiento anti algas en tu piscina desmontable.

Turbidez en el agua de la piscina

El agua de nuestra piscina desmontable puede volverse turbia por aspectos tales como un mal funcionamiento del sistema de filtración, suciedad acumulada en el filtro de cartucho o arena de la depuradora, niveles de pH/cloro inadecuados o aparición de algas en la piscina. Para evitarlo, debemos de llevar a cabo los tratamientos del agua tal y como indique el fabricante del producto químico que utilicemos y llevaremos a cabo limpiezas manuales del vaso y de la superficie de forma periódica para evitar la acumulación de restos que puedan disolverse y provocar turbidez en el agua.

Análisis y tratamiento del agua

El análisis del agua es fundamental para mantener nuestra piscina en perfectas condiciones. Nos ayudará a optimizar los tratamientos que debemos aplicar al agua para su desinfección y nos garantiza que el agua es apta para el baño.

Métodos para analizar el agua de la piscina

Existen tres formas de análisis del agua de la piscina, podremos utilizar el que mejor se adapte a nuestras necesidades:

  • Analizador con reactivo: son los más conocidos ya que su uso es muy sencillo y son los más económicos del mercado. Sus resultados no son los más exactos, pero para piscinas privadas de pequeño tamaño son más que suficientes. Funcionan tomando una muestra del agua y añadiéndole un tinte para comparar con una escala de color que incluye el propio analizador.
  • Tiras analíticas: Su uso, al igual que los analizadores con reactivos, está indicado para piscinas domésticas. Para utilizarlas, solo se debe introducir la tira en el agua, y cuando esta cambie de color, compararla con la escala que incluyen las propias tiras.
  • Analizador digital: son los que aportan los resultados más fiables. Solo tiene que sumergirse unos segundos y mostrará los resultados en una pantalla incorporada en el propio aparato. En función del tipo de analizador, proporcionará valores para uno o varios parámetros del agua de la piscina.

Parámetros de análisis del agua

Los parámetros que debemos de controlar periódicamente en nuestra piscina con cualquiera de los métodos de análisis mencionados son los siguientes:

  • pH: el nivel de pH es fundamental, ya que en función de si es alto o bajo, los tratamientos químicos utilizados para la desinfección del agua reaccionarán de una forma u otra y deberemos modificar la cantidad a utilizar de estos para corregirlo.
  • Cloro: los niveles de cloro del agua de una piscina se clasifican en cloro libre, cloro residual y cloro residual libre.
  • Dureza: el nivel de dureza del agua de la piscina nos indica la cantidad de cal que contiene el agua en disolución.
  • Mineralización: la cantidad de minerales en el agua determinará que esta provoque corrosión en elementos metálicos cuando sea excesivamente baja, o que el olor y sabor del agua sean muy fuertes cuando el nivel sea demasiado alto.

Tratamientos del agua

Para llevar a cabo la desinfección diaria del agua de nuestra piscina desmontable podremos utilizar cualquier producto químico desinfectante indicado para su uso, preferiblemente, en piscinas de liner.

Lo mas común es el uso del CLORO en formato de pastillas, solo debemos de introducir dichas pastillas en el skimmer cuando no estemos usando la piscina, y dejar que éste se disuelva en el tiempo indicado por el fabricante.

Si nuestra piscina presenta cualquier problema en lo que a microorganismos, algas o insectos se refiere, podremos aplicar cualquier producto químico indicado para ello de igual forma que haríamos en una piscina de mayor tamaño.

Limpieza de la piscina desmontable

Al igual que ocurre con cualquier otro tipo de piscinas, las piscinas desmontables requieren de una serie de trabajos de limpieza para mantenerlas en perfecto estado. Dependiendo del tipo de limpiafondos del que dispongamos las tareas de limpieza serán más o menos trabajosas.

Lo ideal es utilizar un limpiafondos automático o un limpiafondos manual para eliminar los residuos depositados en el fondo, y tras el ciclo de limpieza de éste, ayudarnos de un recogehojas para retirar los residuos que flotan en la superficie. Recomendamos llevar a cabo una limpieza diaria para mantener en perfecto estado el agua de la piscina.

Invernaje de la piscina desmontable

Las piscinas desmontables nos dan la posibilidad de retirar por completo la piscina en invierno y almacenarla hasta que volvamos a necesitarla, o tambien podemos, al igual que ocurre con las piscinas de obra o enterradas, invernarla.

Invernar una piscina desmontable será la mejor opción tanto desde el punto de vista de ahorro económico como de los beneficios aportados al medio ambiente al no tener que tirar agua y reponerla de nuevo cuando la volvamos a montar.

A diferencia de las piscinas enterradas o piscinas de obra, a la hora de invernar una piscina desmontable debemos tener en cuenta que su exposición a los agentes externos es mayor que en las piscinas enterradas. Toda la protección exterior que podamos darle para evitar que su recubrimiento se vea dañado por el sol o la climatología siempre será bien recibida y evitará que sufra daños durante los meses de frio en los que mantengamos la piscina desmontable invernada.

Para invernar una piscina desmontable llevaremos a cabo un proceso de limpieza y desinfección que finalizará cubriendo la piscina hasta que volvamos a querer ponerla en marcha. A continuación, te dejamos los pasos a seguir para invernar correctamente tu piscina. Si quieres saber más, puedes echar un vistazo a nuestro post «Mantenimiento de la piscina en invierno».

  1. Llevar a cabo una limpieza exhaustiva del fondo y las paredes de la piscina.
  2. Revisar los niveles de pH y cloro ajustándolos si fuera necesario para que sean los correctos.
  3. Apagar los sistemas de dosificación automática de productos químicos si disponemos de ellos.
  4. Limpiar el filtro de la depuradora y colocar un invernador de piscinas en los skimmers o flotando en la superficie en lugar de utilizar cloro.
  5. Por último, procederemos a cubrir la piscina con un cobertor de invierno o similar para evitar que acumule residuos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Vecobay, S.L. (en adelante "Mercapool"), como responsable del tratamiento, trata sus datos personales con la finalidad de gestionar la relación comercial con Ud., atendiendo a sus consultas. Además, si Ud. nos da su consentimiento, Mercapool tratará sus datos e información adicional (como información de producto, compras, reparaciones, etc.) facilitados en este formulario y/o por otras vías, para remitirle comunicaciones comerciales personalizadas de nuestros productos por los medios anteriormente indicados. Si desea darse de baja, puede hacerlo desde su área de usuario o enviando un email a info@mercapool.com.
Puede ejercer los derechos de protección de datos enviando un email a info@mercapool.com o mediante comunicación escrita dirigida a Mercapool indicando el asunto "Protección de Datos" y el derecho que ejercita. Más información: Política de Privacidad.